Cambio de paradigma en la empleabilidad del músico

La empleabiliad del músico ha cambiado. Este fenómeno se debe a los cambios que están ocurriendo a nivel mundial por la concocida globalización.

Hoy día no es nada extraño encontrar entre los primeros atriles de las mejores orquestas europeas a músicos españoles por todos son conocidos casos como los de Jorge Monte, Gustavo Gimeno, David Rejano o Lucas Macías entre otros, así como encontrar en orquestas españolas músicos de otros continentes.

De otro lado son cada vez más los músicos españoles que encuentran empleo en otros continentes atraídos por unas oportunidades laborales que no encuentran en nuestros país, este cambio en la empleabilidad del músico a nivel mundial está ligado al paradigma de empleabilidad del músico que teníamos en España.

El músico actual que acaba sus estudios en el conservatorio necesita de unas competencias profesionales para interactuar en el mercado laboral que le exige nuevas habilidades y capacidades algunas específicas y otras transversales; hablamos de conocimientos, actitudes, disposición, aptitudes etc... es decir, todo lo necesario para conseguir una empleabilidad del músico satisfactoria.

Empleabilidad del músico en nuestro país 

El paradigma de empleabilidad que veníamos encontrando en España era el del músico que durante un tiempo realizaba sus estudios oficiales, obtenía su titulación y comenzaba una etapa de búsqueda de un "puesto de trabajo" normalmente como interprete o como docente.

Pero el primer cambio al que se enfrenta el músico es el mismo que el resto de trabajadores, y es que los puestos de trabajo son escasos, es decir, que el concepto de puesto de trabajo entendido como una actividad laboral única con un horario y que se realiza para una sola entidad, es cada vez más escaso.

El paradigma ante el que se encuentra la persona que desea vivir de la música en este momento no es nuevo. El músico realiza diferentes actividades combinando la interpretación con la docencia e incluso con el mundo de la gestión, esta situación era ya algo muy habitual en el resto del mundo desde hace tiempo.

Otro componente en esta nueva situación laboral es la adaptación al mundo digital, ya que Internet es una realidad que afecta al mundo de la música clásica puesto que el consumidor de música clásica lo hace conectándose desde su ordenador. Otros casos son los de compositores que pueden escuchar una muestra de lo que han escrito, antes de ser interpretado por una orquesta sinfónica, gracias a un software que le permitirá escuchar a una orquesta sinfónica virtual. Un ensemble puede realizar una acción de comunicación de su trabajo a través de una red social y vender sus interpretaciones a través de una plataforma de venta de música propia o ajena sin necesidad de pasar por un distribuidor o una tienda.

Así pues la empleabilidad del músico ha cambiado, la cuestión está en tener la capacidad para mirar la situación actualidad y no quedara anclado en situaciones ya pasadas.