“Por primera vez en muchos años Pepe había fallado. ¡Y tenía que ser hoy! Pensaron los fagots como un solo hombre. La música proseguía adecuadamente a pesar del incidente, y en esto que Lorenzo, el percusionista encargado de la caja, se adelantó ligeramente al interpretar el redoble que daría la entrada al pianista y a 

Seguir leyendo…